Home / SDE / ASDE / La fugaz sesión de los regidores en la que nadie habló de lo que realmente les preocupaba

La fugaz sesión de los regidores en la que nadie habló de lo que realmente les preocupaba

Por Robert Vargas
El Concejo de Regidores del Ayuntamiento Santo Domingo Este sesionó ayer en una fugaz reunión que se retrasó más de dos horas para iniciar; fue realizada en menos de siete minutos y en la que nadie tocó, ni siquiera de relajo, los temas que realmente atormentaba a la mayoría de los concejales.

Estaban convocados para reunirse a las 10.00 am.

El primero en llegar fue el regidor Manuel Soto Lata, del Bloque Institucional Socialdemócrata, (BIS). Estaba allí, en solitario. Parecía “un alma en pena”. 

Antes que él estaba el personal de apoyo que tenía listo una picadera para servir a los concejales.

También un par de empleados de la Dirección de Informática, que habían instalado una computadora portátil, una pantalla y un proyector.

Soto Lara tenía en sus manos un documento que le fuera suministrado por la Secretaría Técnica del ASDE titulado Plan Operativo Anual (POA-ASDE-2018).

Este regidor se había leído el documento y comparado con una copia de una resolución emitida hace varios años por el Concejo de Regidores, que se refería a un tema, pero que en el POA lo presentan como que dice otra cosa muy distinta, por lo que él percibe que estaría en marcha un supuesto plan para engañar a los regidores.

De nuevo recordó los motivos por los cuales el ex alcalde de San Cristobal Raúl Mondesí y  otros funcionarios fueron condenados a ocho años de prisión. Sospecha que lo mismo podría suceder al alcalde de SDE y a los regidores si aprueban el POA tal como ha sido concebido por la alcaldía.

Soto Lara tenía listo muchísimos apuntes para tratarlos llegado el momento de la sesión.

Poco a poco, comenzaron a llegar los regidores de la oposición que militan en el Frente Amplio; también los de los partidos Revolucionario Social Demócrata, y del PRM; uno del Partido Reformista Social Cristiano y el único del PRD.

Los del Partido de la Liberación Dominicana no llegaban y parecía que la sesión no sería realizada.

¿Dónde estaban los peledeístas?

Los peledeístas estaban reunidos a puerta cerrada en su bloque, donde ellos se reúne para “desfifarrarse entre sí” y luego salen sonriéndo, como si no pasara nada.

Los morados, en su bloque, estaban claramente divididos en torno al POA. Unos estaban dispuestos a aprobarlo “tal como fue enviado”; varios estaban dispuestos a denunciarlo en el plenario.

Si llegan a la Sala Capitular sin tener ese tema resuelto, allí se armaría “la de Troya”.

Esto revela que, al menos en ese tema, el alcalde no tiene el control de la mayoría de los concejales y, muy probablemente, tenga que invitar a algunos a tomar café con cremora para “ayudarles a entender el tema”.

Mientras los peledeístas  “lavaban su ropa” en su cuartito, en la Sala Capitular trascendían detalles de las fricciones entre varios regidores peledeístas y el alcalde Alfredo Martínez, incluidos los presuntos “celos” de una regidora porque una colega fue enviada al extranjero y ella no.

Al mismo tiempo en que los peledeístas estaban debatían internamente sus asuntos, en la Sala Capitular estaba sentado el regidor reformista Epifanio Abad Nepomuceno quien está afectado por una resolución del Tribunal Constitucional que suspende una sentencia del Tribunal Superior Electoral, que lo instaló en el Concejo y sacó de allí a la perremeísta Bernarda Aracena.

Abad dice que esa resolución no existe en el TC, pero un alguacil notificó al Concejo de Regidores que debería sacar de allí al reformista.

Por tanto, los regidores deberían decidir qué hacer.

Epifanio y el POA estaban en la cabeza de todos y era evidente que serían dos temas conflictivos.

Por fin, después de las 12.M, llegaron los regidores peledeístas.

¿Qué sucedió a partir de ahí?

Los técnicos de Informática desconectaron su proyector y su computadora portátil y se largaron en silencio. Esa fue la primera señal de que el POA no sería debatido.

Luego siguió el pase de lista reglamentario y un regidor del PQDC repitió su letanía con una oración en la que de nuevo habló de la paz y esas cosas y pidió que todos los regidores se abrazaran, aunque sabía perfectamente que esos abrazos se parecían a los que daba el “Dr. Merengue”.

Luis Flores dijo algunas palabras y Ana Tejeda sometió a la consideración de los regidores la resolución que autoriza al síndico a viajar al extranjero este mes. Ese tema fue aprobado a unanimidad.

El tema del POA, que estaba en agenda, fue metido debajo de la alfombra y Ana Tejeda anunció que lo enviarían de nuevo a Comisión.

De paso, invitó a los voceros de los bloques a que participen en una reunión en la que les hablarán sobre el tema. Es claro que quieren “hablandarlos” a todos allí.

Entonces, de repente, ahí mismo terminó la sesión. No más de siete minutos.

Ahí mismo justificaron su jugoso salario.

Probablemente volverán a reunirse en sesión el próximo mes cuando tengan “más claros” los temas del POA y de Epifanio Abad Nepomuceno.

Vea también

César Fortuna

César Fortuna explica quién debe sustituir al asesinado regidor Catalino Sánchez

Por Robert Vargas El veterano regidor peledeísta César Fortuna le ha dicho a Ciudad Oriental …

Bernarda Aracena ingresa a la Sala Capitular

Por disposición del Tribunal Constitucional Bernarda Aracena regresará al Concejo de Regidores

Por Robert Vargas El Tribunal Constitucional de la República Dominicana ha emitido una resolución mediante …

Comentarios: