COVID-19 RD
Confirmados: 125,913 Fallecidos: 2,234 Recuperados: 103,944 Activos: 19,735 Actualizado el: 30 octubre, 2020 - 4:19 AM (-04:00)
Destacadas de CiudadOriental.comPolítica

El gobierno y algunos perremeístas “se asustaron” ante llamado a protestar en la Plaza de la Bandera

COVID-19 República Dominicana

Confirmados:
125,913
Fallecidos:
2,234
Recuperados:
103,944
Activos:
19,735
Actualizado el: 30 octubre, 2020 - 4:19 AM (-04:00)

Por Robert Vargas
El gobierno y algunos dirigentes del Partido Revolucionario Moderno, (PRM), se asustaron ante la primera convocatoria a protestar en la Plaza de la Bandera, quizás por creer que le darían de beber una cucharada de la misma medicina que ellos le dieron a la Administración de Danilo Medina.

Apenas se produjo la convocatoria por la agrupación Generación de Servidores, desde el litoral oficial comenzaron a crear y a propagar una andanada de “fake news”, con la aparente intención de desnaturalizar la protesta, pero en realidad, al hacerlo de esa manera, revelaban el terror que le temen a la posibilidad de ver a la gente en las calles, algo a lo que ya estaba acostumbrado el gobierno anterior.

Estos son algunos de los argumentos falsos que divulgaron en las redes. Lo dijeron con tanta seguridad que cualquiera pudo creerselo sin advertir de que se trataba de “Fake news”.

  • a) Esa manifestación de la Plaza de la Bandera es promovida por el Partido de la Liberación Dominicana.
  • b) Llevarán gran cantidad de guaguas repletas de drogadictos y tigueres de los barrios para provocar desórdenes..
  • c) Le pagarán 500 pesos a cada uno de los asistentes a la protesta.
  • d) Llevarán camisetas negras preparadas con celeridad.
  • e) Todo forma parte de un plan sedicioso para derrocar al gobierno.

Esas fake fueron puestas a circular en las redes sociales generando un clima cuasi apocalíptico, que concluyó con el llamado  llamado del periodista perremeísta Juan TH instando al gobierno y al PRM a hacer uso de “los cojones” para “defender la democracia”, no sin antes reclamar a los organismos de seguridad del Estado que se prepararan para la represión.

En medio de esa situación, Ciudad Oriental acudió a la Plaza de la Bandera para ser testigo en primera fila del acontecimiento que se pronosticaba como el inicio de la puesta en escena de un presunto plan “sedicioso” que, al parecer, solo existía en algunas mentes listas para usar el garrote al menor asomo de protesta fuera de las redes.

Carlos Peña, líder de los convocantes de la protesta en la Plaza de la Bandera contra los anunciados impuestos
Carlos Peña, líder de los convocantes de la protesta en la Plaza de la Bandera contra los anunciados impuestos

La experiencias de 1982 y 1984 están ahí, frescas en la mente. 

  • En 1982, ante una protesta de trabajadores del Ayuntamiento de la capital, Jacobo Majluta habló de que “a los conspiradores les vamos a dar candela”. Como consecuencia, el periodista Marcelino Vega y el pregonero de periódicos Ciprián Valdez fueron asesinados por la policía.
  • En 1984, ante una protesta masiva de la población contra una subida generalizada de los impuestos, Salvador Jorge Blanco envió al ejército a las calles y, en dos días, asesinaron a casi 200 personas, según distintas fuentes, y ordenaron el cierre de uno de los noticiarios más importantes.
  • Jacobo Majluta y Jorge Blanco eran gobernantes perredeístas.

Por tanto, como se habló de “sedición”, vale decir “conspirar para derrocar al gobierno”, la protesta de ayer podría tener consecuencias imprevisibles, en caso de que fueran ciertas las denuncias de los oficialistas.

Por ese motivo, Ciudad Oriental llegó a la Plaza de la Bandera unos 20 minutos antes de la hora supuesta para iniciar la “sedición” por los “malvados ladrones” del gobierno anterior.

Sin embargo, a nuestra llegada solo vimos a un perro que dormitaba en la Plaza, un nutrido número de patrullas policiales y, junto a estos, varios jóvenes con aspecto de “yo no fui”, que grababan vídeos, tomaban fotos y parecían “subirlas a las redes”, mientras desde el cercano cuartel general de las Fuerzas Armadas enviaron un drone a grabar el escenario.

Caminamos hasta la cima de la Plaza, en busca de manifestantes, pero no vimos a ninguno. Un soldado intentó expulsarnos del lugar. Luego, obligaron a varias personas que estaban allí sentadas a abandonar el sitio.

Faltando unos cinco minutos para las 5:00 PM, nada de manifestación.  Al contrario, habían más periodistas y “policías secretos” que posibles manifestantes.

El peregrino de Moca llegó junto a otras dos personas y se colocó en el lado donde estaban los policías, a la izquierda de la Junta Central Electoral.

Eso sí, muchos “manifestantes” aspecto sombrío, que tomaban fotos a todos los presentes pretendiendo que lo hacían “con disimulo”.

Al final, apenas minutos después de las 5:00 PM, llegó Carlos Peña, el líder de la agrupación Generación de Servidores, que había convocado a la protesta en la Plaza de la Bandera.

Todos los periodistas corrieron hacia él y lo rodearon. El peregrino de Moca y sus dos acompañantes se colocaron detrás de Carlos Peña.

Eran más los periodistas, fotógrafos, camarógrafos y “hombres de aspecto sombrío” que manifestantes.

Carlos Peña se la lución en su discurso contra los impuestos y contra el gobierno de Danilo Medina. Dijo cuanto quiso en rechazo a la aplicación de nuevas cargas impositivas y reclamó cárcel para los corruptos del gobierno antyerior.

También identificó fuentes desde las cuales el gobierno de Abinader podría obtener fondos con los que afrontar la crisis.

  • Ni un drogadicto a la vista.
  • Nadie con pica póllo.
  • Ninguna guagua repleta de tígueres.
  • Ninguna quema de neumáticos.
  • Tranquilidad absoluta.

Al finalizar sus declaraciones, Peña tomó un cartel en sus manos junto a otro activista. Eran unos seis o siete carteles. Faltaron manos para levantarlos.

Quedaba así demostrada la falsedad de lo dicho por sectores oficialistas que llamaban a usar “los cojones” contra una “sedición” que solo estaba en su mente.

Luego, quizás media hora más tarde, llegaron a la escena varios jóvenes vestidos con camisetas amarillas reclamando el 30% de las AFP.

Los carteles de Sánchez se oponían a los impuestos y reclamaban que el salario 13 ni fuera afectado por cargas impositivas.

Desde algunos vehículos que transitaban por la avenida Luperón, en posturas claramente provocadora, automovilistas les gritaban al puñado de manifestantes que “ustedes irán presos”.

Intolerancia total.

Ayer quedó claro que el PRM y el Gobierno creyeron que el PLD les daría a ellos una cucharada de la misma medicina que le hicieron tomar a este desde Febrero con la Plaza de la Bandera llena de “jóvenes independientes luchadores por la democracia”.

Ayer no fueron a esa actividad contra los impuestos ninguno de los influencers que hoy son funcionarios del Gobierno.

Parece que el de los impuestos a los trabajadores y a la población en general no es asunto suyo, o solo es malo, si los aplicaba la “dictadura” de Danilo Medina.

 

Compartir:
Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar