El ex cabo de la Policía Nacional, Ángel Antonio Carrasco Florentino (a) Angelo y/o Panda y/o El Policía.
El ex cabo de la Policía Nacional, Ángel Antonio Carrasco Florentino (a) Angelo y/o Panda y/o El Policía.

Ex cabo PN condenado a 30 años de prisión por secuestro pareja de esposos y su hijo

Por Julio Benzant / **Videos
Santo Domingo Este. Luego de demostrada la responsabilidad penal, de manos de la fiscal Ivette Mateo, del Departamento de Litigación Definitiva, un tribunal de esta jurisdicción, condenó a 30 años de prisión a un ex cabo de la Policía Nacional, encontrado culpable en el secuestro de una pareja de esposo y su hijo de tres años, todos de nacionalidad europea.

La condena le fue impuesta al ex cabo de la Policía Nacional, Ángel Antonio Carrasco Florentino (a) Angelo y/o Panda y/o El Policía, de 29 años de edad, domiciliado en la Calle 1 número 17, en el sector Katanga, de Los Mina Norte, en este municipio.

Fue encontrado culpable de junto con Randy Starlin Lara Santana (A) Calamardo y/o El Señor De Los Cielos (quien se encuentra prófugo), secuestrar y pedir rescate para su liberación, de Bryan WilhemusStrickx (holandés), su esposa Anna Isa Martinelli (italiana) y el hijo de esta pareja, de tres años de edad (italiano).

La condena fue dictada por el Segundo Tribunal Colegiado de la provincia Santo Domingo.

Según la acusación, siendo aproximadamente las 08:30 P.M. del día 13 de septiembre de 2018, la señora Amoraima Altagracia Reyes De León recibió una llamada internacional de su hermana, la señora Loris, desde la isla de San Martín, para informarle que habían sido secuestrados su hijo Bryan WilhemusStrickx, su esposa Anna Isa Martinelli y el hijo de esta pareja, de tres años de edad, los cuales se encontraban de tránsito en el país.

La pareja y el niño, por motivo de viaje, pernoctaban en la Calle Altagracia número 4, en el sector Invi-Cea, de La Caleta, en Boca Chica.

Fue así, que la señora Amoraima Altagracia Reyes De León (tía de Bryan) denunció al día siguiente que su hermana recibió una llamada de un desconocido preguntándole si ella era Loris y si tenía un hijo nombrado Junior, respondiéndole que sí, ante lo cual la señora Loris preguntó si sucedía algo con su hijo.

El interlocutor respondió que necesitaban el número de él, a lo cual ella no accedió, por lo que el desconocido manifestó que no estaba jugando, que tenía secuestrado a su hijo Bryan, esposa e hijo, y que por su liberación deberían entregar la suma de Veinte Mil Euros (€20,000) a una persona en Bélgica, lugar donde vive su hijo Junior WilhemusStrickx y/o Junior King y que contaban con un plazo de tres días para el desembolso.

En esas circunstancias, que en el perímetro del secuestro mediante Experticia Forense Digital de video realizada por el técnicos del Departamento de Investigaciones de Crímenes y Delitos de Alta Tecnología (DICAT) de la Policía Nacional, se obtuvieron videos donde se visualizan los responsables del hecho, hoy condenado y el prófugo, así como un señor y una señora con un niño entre brazos (víctimas).

En el video, se apreció el instante en que el cabo policial (a) Angelo, ahora condenado, intentó despojar al infante de los brazos de su madre, y que eran las 18:09 horas del día (6:09 P.M.) del 13 de septiembre del 2018.

Que inmediatamente proceden a abordar un vehículo marca Toyota, modelo Corolla, color Blanco, placa número A574509, desplazándose hacía rumbo desconocido.

El vehículo marca Toyota, resultó ser de la señora María De Los Remedios Florentino Javier, la madre de cabo de policía, ahora condenado.

En medio del proceso de rescate, las autoridades de policía recibieron una fotografía que enviaron los secuestradores para pedir el rescate, en la cual aparece Bryan mientras un sujeto encapuchado le apunta con un arma de fuego en la cabeza.

Esta imagen fue utilizada para constreñir a (a) Junior King al pago del rescate, resultado que el encapuchado era el ahora condenado, (a) Angelo y el arma utilizada en la fotografía y empleada para el secuestro fue la pistola marca Taurus, negra con niquelado, serie número TVE 99370, la cual fue ocupada al ahora condenado, mediante el registro personal.

En las indagatorias investigativa, fue entrevistada la señora Katherine Rachel Moreta Santana, quien presuntamente estuvo vinculada sentimentalmente a (a) Junior King, relación por la cual el cabo policial (a) Angelo la llamó manifestándole que él tenía al señor Bryan y a su familia en calidad de secuestrados.

El ahora condenado a 30 años, pidió a la mujer como ex pajera de (a) Junior que sirviera de enlace para comunicarle el secuestro de su hermano.

 Según el expediente, la señora Rachel Moreta también reveló que cabo policial Angelo actuó con un tal Starlin, y describió el vehículo perteneciente al imputado Ángel Carrasco Florentino resultando ser el mismo que fue empleado para el secuestro conforme las video-grabaciones obtenidas por los investigadores del DICAT.

Con las declaraciones de Moreta Santana se pudo determinar los números telefónicos internacionales y nacionales que utilizaba (a)  Angelo para sus fechorías.

Los investigadores del DICAT, practicaron al celular modelo Iphone 6 de la mujer, una extracción forense mediante autorización judicial que permitió obtener varios mensajes enviados vía WhatsApp.

Entre estos mensajes, el cabo de policía alias Panda le escribió a Rachel: “Ta tenemos aki el hermano”, “Amarrado” , testeó: “Así es el va a pasa pal de peso”, “Hoy”.

Estos mensajes se constituyeron en evidencia digital irrefutable de la participación del ahora condenado Ángel Carrasco Florentino en los hechos imputados.

Fue así, de acuerdo al Auto de Apertura a Juicio, que en plena labor de inteligencia y persecución del secuestro, las víctimas fueron liberadas el }15 de septiembre del 2018, procediendo a describir e identificar a los autores del hecho.

“El ahora condenado Ángel Antonio Carrasco Florentino fue separado de la Policía Nacional el primero(1)de junio de dos mil catorce (2014)con el rango de raso, por  supuestamente  cometer  faltas  graves,  por  lo  que  interpuso  una acción de amparo contra la Policía Nacional, alegando que se le había violentado el debido proceso. Dicha acción de amparo fue acogida por la Segunda Sala del Tribunal Superior Administrativo.

Inconforme con la decisión del juez de amparo, la Policía Nacional apoderó al Tribunal Constitucional del recurso de revisión de sentencia de amparo, tribunal que declaró inadmisible, por  extemporáneo, el  recurso  de revisión constitucional en materia de amparo interpuesto por la Policía Nacional en fecha seis (6) de mayo de dos mil quince (2015) contra la Sentencia  núm.  00098-2015,  dictada  por  la  Segunda  Sala  del  Tribunal Superior  Administrativo  de  fecha  diecisiete  (17)  de  marzo  de  dos  mil quince (2015)”.

Estos fueron debidamente individualizados mediante sendas actas de reconocimiento fotográfico, tanto por las víctimas como por la señora Katherine Rachel Moreta, imputándose directamente a cabo policial Carrasco Florentino (a) Angelo y/o El Policía y/o Panda y Randy Starlin Lara Santana (a) Starlin y/o Calamardo y/o El Señor de los Cielos (prófugo de la justicia).

El prófugo (a) Starlin y/o Calamardo y/o El Señor de los Cielos, este último el día de la liberación de las víctimas, realizó tres llamadas vía la aplicación FaceTime , registrado como “Calamaldo”.

 

De acuerdo al expediente número 4020-2018-EPEN-04204, tratando de obstruir la investigación y distrayendo los elementos de prueba, el ahora condenado Carrasco Florentino ocultó el vehículo utilizado para el secuestro y su celular personal marca Iphone modelo X.

Lo ocultó en la vivienda del señor Henry Fermín Abreu, ubicada en la Calle Respaldo Higüey número 02, Residencial Marlin, en Villa Faro, en Santo Domingo Este.

El señor Fermín Abreu hizo entrega de estos objetos mediante acta de entrega voluntaria, el mismo día 15 de septiembre del 2018.

Ese día, el imputado, cabo de la Policía Nacional, Ángel Antonio Carrasco Florentino (a) Angelo y/o Panda y/o El Policía, fue arrestado en virtud de orden judicial, es decir, legalmente, cuando se presentó al departamento de Contra Secuestro de la Policía.

En las investigaciones de las autoridades, se determinó que ambos imputados tienen condenas previas por violación a la Ley 50-88, sobre Drogas y Sustancias Controladas, antecedentes penales que hacen verosímil el móvil del secuestro que han relatado las víctimas en el transcurso del proceso (narcotráfico).

 Conforme el contradictorio practicado ante la Jurisdicción de Atención Permanente del Distrito Judicial de Santo Domingo, las víctimas Bryan WilhemusStrickx y Anna Isa Martinelli, mediante anticipo jurisdiccional de prueba de fecha 28 de septiembre de 2018, establecieron datos del móvil del secuestro, la participación de los imputados, la solicitud del rescate y otros detalles importantes.

En ese anticipo de prueba, se estableció que móvil del secuestro fue por un negocio de drogas entre los imputados y el señor Junior King, hermano de Bryan BryanWilhemusStrickx y que Angelo es quien aparece en la foto apuntándole a Bryan con la pistola, imagen que fue enviada al extranjero para constreñir al pago del rescate.

Una Psicóloga Forense del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF), emitió un informe de declaración testimonial y preliminar, en fecha 17/09/2018, cuya conclusión establece textualmente: “De la entrevista que realizamos a la señora Anna Isa Martinelli, a solicitud del Ministerio Público, se pudo obtener con su testimonio, que en el día del jueves 13/09/2018, horas de la tarde, se presentaron a su vivienda dos hombres portando armas de fuego y los trasladaron hacia otra vivienda, informándoles que estaban secuestrados en calidad de garantía por una deuda que tenía el nombrado Junior King, el cual es hermano del esposo de la entrevistada y que el mismo los había ofertado en garantía, hasta tanto le pagara a sus deudores. Luego fueron liberados sin haber sido maltratados físicamente. Refirió también que emocionalmente se sentía destruida y que no había podido dormir bien después del hecho, lo que la había afectado en su cuadro de depresión ya con diagnóstico y tratamiento en su país natal”.

Todos los hechos revelaron que el ahora condenado Ángel Antonio Carrasco Florentino (a) Angelo y/o Panda y/o El Policía y el prófugo, Randy Starlin Lara Santana (A) Calamardo y/o El Señor De Los Cielos, se asociaron y premeditaron el concierto de infracciones constitutivas de secuestro de personas, uso ilegal de armas de fuego, retención y traslado de menor de edad.

En el juicio de fondo, el tribunal compuesto por las juezas Josefina Ubiera Guerrero (presidente), Carmen Araujo y Ariella Cedano Núñez (miembros), encontró culpable al justiciable de violentar los Artículos 265 y 266 del Código Penal Dominicano, que sancionan la Asociación de Malhechores y los Artículos  1 y 2 de la Ley 583-70, que incrimina el secuestro en todas sus formas y variedades.

También la violación de los Artículos  110  y 405 de la Ley 136-03 que crea el Código para el Sistema de Protección y los Derechos Fundamentales de Niños, Niñas y Adolescentes (Código del Menor), en perjuicio del menor de edad.

La condena emanada por el tribunal colegiado, fue de acuerdo con la calificación jurídica planteada; imputación que se agravó por los antecedentes penales de ambos en materia de drogas narcóticas y la condición de miembro de la Policía Nacional del primero.

El fiscal Ernesto Guzmán Alberto, adscrito al Departamento de Investigación de Criminalidad Organizada del Ministerio Público en la Provincia Santo Domingo, estuvo a su cargo la investigación, presentar acusación y la solicitud de apertura a juicio de fondo.

El condenado, quien deberá pagar las costas penales del proceso, fue asistido en sus medio de defensa por el letrado Félix Sierra.

También fue ordenado el decomiso del carro Toyota, el teléfono celular y el arma de fuego, a favor del Estado Dominicano.

El tribunal fijo la lectura integra de la decisión para el siete de noviembre del año en curso, fecha en que las partes no conteste podrán recurrir en apelación.

El condenado está recluido en la penitenciaría nacional de La Victoria por mandato del Auto No. 530-2018-SMEC-02380, de fecha 19 de septiembre del 2018, emitido por un Juez de Atención Permanente de esta jurisdicción.

La Ley numero 583, de fecha 26 de junio de 1970, incrimina el Secuestro y todas sus formas y variedades, tal y como se establece a continuación:

Artículo 1.- Son reos de secuestro los que sustrajeren, raptaren o de cualquier modo trasladaren, por medios violentos o haciendo uso de engaños, artificios, artimañas o intimidación, a cualquier persona de su residencia habitual o de los lugares en que voluntariamente se encuentre, con el objeto de privarla de su libertad, y de reclamar como rescate sumas de dinero, la libertad de prisioneros, o cualquier otra exigencia, ya sea de los particulares o de las autoridades legalmente constituidas.

Artículo 2.- Los culpables de secuestro serán condenados al máximo de la pena de trabajos públicos. Párrafo.- Cuando la persona secuestrada sea menor de edad o cuando en el caso actúe más de una persona, o cuando se hayan ejecutado torturas o actos de violencia, o se haya ocasionado la muerte del secuestrado, la pena aplicable será la de treinta (30) años de trabajos públicos.

Vea también

Friste Appolon, en el banco de los imputados.

Condenado a 30 años de prisión haitiano violó y torturó sus dos hijas menores

Por Julio Benzant Santo Domingo Este. Acogiendo la solicitud de la fiscal Ivette Mateo, un …

Alex Flete Torres / Palacio de Justicia en SDE.

Condena de 30 años hombre asesinó a otro en sector Los Tres Brazos

Luego de dictada la sentencia, el condenado (esposado y en custodia), golpeó con los grilletes …

Comentarios: