COVID-19 RD
Confirmados: 124,843 +316 Nuevos Fallecidos: 2,225 +2 Nuevos Recuperados: 103,081 Activos: 19,537 Actualizado el: 26 octubre, 2020 - 3:04 PM (-04:00)
Destacadas de CiudadOriental.comOpiniones

Padrón cerrado, padrón abierto: debilidades de ambos

COVID-19 República Dominicana

Confirmados:
124,843
+316 Nuevos
Fallecidos:
2,225
+2 Nuevos
Recuperados:
103,081
Activos:
19,537
Actualizado el: 26 octubre, 2020 - 3:04 PM (-04:00)

¿Cuáles son las debilidades desde mi punto de vista del padrón abierto y cerrado?

Por Jorge Frías
Para la mayoría de los países occidentales, Estados Unidos es un referente de modelo democrático de una manera u otra. A muchos  nos gusta su forma de ejercer la democracia, aunque a veces en nuestro países latino americanos, por el bajo desarrollo institucional, somos una caricatura del sistema institucional del país más poderoso del mundo.

Estados Unidos cuenta con uno de los sistemas electorales más competitivos y complejos, donde marca una diferencia significativa de la mayoría de nuestros países, existen cuatro tipos de elecciones primarias: abiertas, cerradas, semicerradas y de tipo top-two. Las tres primeras corresponden al sistema partidista, mientras que la cuarta es calificada como no partidista.

En nuestro país, en el Congreso Nacional discute una ley de Partidos y Agrupaciones Políticas, donde como desde siempre hay diferencia en varios puntos, las cúpulas partidarias no se pone de acuerdo para aprobarla definitivamente.

La diferencia más notoria y por intereses particulares de los actores del sistema de partidos son las primarias y el padrón electoral, cada una de las corrientes internas de los partidos están de acuerdo con el sistema de primarias que ellos consideran que le conviene para sus fines electorales y han hecho de este debate un anticipo de una carrera presidencial.

La ley de partidos está en la agenda en la vida nacional, desde hace 19 años, han habidos varios pactos para su aprobación, la Cámara de Diputados en dos ocasiones la ha aprobado en primera lectura, pero nunca se ha terminado en convertir en ley.

Cuando yo ostentaba la condición de diputado participé activamente en varias comisiones especiales de estudio de dicha pieza legislativa y siempre fui partidario de las primarias simultaneas con el padrón de los propios partidos, aunque nunca dejé de reconocer las debilidades institucionales que cursan las organizaciones políticas por la baja cultura democrática de los dirigentes.

¿Cuáles son las debilidades desde mi punto de vista del padrón abierto y cerrado?

La historia en las ciencias políticas es un referente que nos sirve para ver cuál ha sido el comportamiento humano y las virtudes y defectos del sistema en una determinada coyuntura.

El padrón abierto ha sido fuente de conflictos internos en los partidos, por la misma cultura de los dirigentes partidarios, nunca reconocer su derrota ni en las elecciones nacionales ni mucho menos internas. Cuando se ha usado padrón abierto han aflorado denuncias de injerencias de fuerzas exógenas de los partidos en las contiendas y quienes no han resultado gananciosos han tenido el pretexto perfecto para no reconocer el triunfo de sus adversarios.

Para ser honesto, es cierto que con el padrón abierto ha habido votos de militantes de un partido en el partido en primaria, esto ha sucedido a todos los niveles y lo han utilizados todos los pre candidatos, desde un aspirante a Regidor hasta uno a Presidente ¿Quién consigue más votos de otro partido? El que tiene mejores relaciones primarias en los barrios con los militantes del otro partido.

Si el padrón abierto ha causado conflictos, el padrón cerrado nunca se ha quedado atrás como fuente de discordia interna.

El padrón cerrado de los partidos ha sido el monumento más grande a la truchimaneria política y el que deja el sabor amargo, porque un ciudadano confiando en sus dirigentes se inscribe en un partido y de una manera inescrupulosa y gansteril, lo excluyen, lo dislocan, le ponen números de cedula mal escritos para que el sistema de cómputo no pueda registrarlos, en fin, el militante que se inscribe en padrón cerrado, está a merced de la buena voluntad y la honestidad de los dirigentes que controlan la organización política.

No he sido partidario del padrón abierto, porque creo en la militancia partidaria, en hacer carrera política, no obstante hay que poner freno a los desaguisados que se cometen con el padrón cerrado. Cuando era diputado propuse a la comisión especial que el padrón que usen los partidos en sus primarias sea cerrado pero flexible, que solo se cierre 90 días antes de las primarias, que sea colocado en la página web de los partidos y que todos los ciudadanos tengan acceso a inscribirse y que sea auditado cada año por la Junta Central Electoral, que haya transparencia y que el Padrón sea considerado un documento público y las sanciones que contemple la ley para aquellos que manipulan los padrones, sean las mismas de quien falsifica una escritura.

Compartir:
Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar