Addán Bodden
Addán Bodden

La dialéctica, 46 años después

Por Adán Bodden
El Inmenso Maestro, Guía y Líder Histórico, Profesor Juan Bosch comprendió que no era posible reencausar al PRD, ya que dicho partido había cumplido su cometido político. Es cuando decide, el 18 de noviembre del 1973, (a sus 64 años de edad) abandonar este partido para conformar otra institución partidista que responda a las perspectivas que el Maestro visualizaba para el desarrollo político de la República Dominicana: Formar el Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

Con su mística, enseñanzas, métodos y ejemplo de vida, Juan Bosch crea un partido único en América. En el país era un modelo de partido, sus integrantes eran vistos por la ciudadanía como símbolo de hombres y mujeres dignos de seguir.

Con esta forma el PLD crecía en tamaño y en autoridad ante la población. Ganaba puestos elegibles en elecciones tras elecciones. Con altos y bajos logra la presidencia de la Nación en 1996 con el doctor Leonel Fernández. En cinco períodos se notó el cambio en el país. A la vez, los dirigentes se convertían en funcionarios, líderes y figuras descollantes de la sociedad.

El crecimiento partidario, a partir del año 2000, se produjo concomitantemente con la indisciplina, desorganización, frustración, entre otros males, que caracterizan a las diferentes capas de la pequeña burguesía. Esto produce lo que es normal: la atomización y el irrespeto dentro de las filas del PLD. Es como si se llegara a un punto donde no hay encuentro de solución al caos.

Es tal el desorden, que personeros extraños a la Organización quieren presentarse como “opinadores decisivos” en las directrices y líneas políticas del Partido. También desde el gobierno peledeísta, otros que se creen dueños del PLD, “golpean” sistemáticamente al Presidente de los morados.

Justo a la víspera de cumplir sus 46 años de fundado, con cinco períodos de gobiernos, abrumado por la desorganización, indisciplina y la no posibilidad de reencuentro de la familia peledeísta, el Partido morado y la estrella amarilla, al parecer, llegó a su ciclo terminal.

Donde los elementos más avanzados que lo integran deben dar un paso al frente y dar el salto cualitativo para, como activos de la sociedad, sigan dando la batalla en la política que necesita la República Dominicana. Juan Bosch dio el salto con unos pocos cientos de dominicanos que con la educación metodológica, las prácticas social y política se convierten, al cabo de 23 años, en un ejército de “soldados, valientes y disciplinados”, como enarbolaban con orgullo dicha consigna.

Después de dedicar una vida, muchos pueden sentir nostalgia, pero en política hay que mantener “la cabeza fría y el corazón caliente”, y no llevarse de sentimientos. Tenemos padres, pareja, criamos hijos, todo lo cual lleva tropiezos, pero nos levantamos y seguimos adelante. Nos duele cuando enferma o fallece un pariente, hacerle el frente y seguir adelante.

La cúpula dirigencial del PRD en 1973, se esperanzaba con que llegarían a dirigir el gobierno, pero vieron frustrados sus deseos con la inesperada salida de Bosch. Tanto era así, que el líder del nuevo partido solo encontró espinas, ponzoñas de alacrán y todo tipo de rechazo de los diversos sectores organizados de la sociedad que creían saldrían del doctor Joaquín Balaguer.

Coincidencia de la vida, en este año 2019, también a los 46 años de edad, el doctor Leonel Fernández se encuentra en una situación, en la que la real mayoría de los peledeístas no soportan la incertidumbre que viven dentro del PLD y la “mayoría” de la cúpula dirigencial peledeísta, con decretos en sus bolsillos o puestos elegibles, (que nunca defendieron al presidente de su partido de los ataques desaforados de sus adversarios externos y los enquistados en puestos del Estado) hoy se sienten que peligran en sus puestos y jugosos beneficios, en vista de que se vislumbra una ruptura de la Organización que fundara el Profesor Juan Bosch.

En el ejercicio de la política dominicana se conoce muy bien la idea de que un partido dividido, no llega o no retiene el Poder. Bastante nos lo ha enseñado la historia nacional, y hasta con ejemplos muy recientes. Eso es lo que tiene “de vuelta y media” a esa “mayoría de generales sin tropas”. (Este es su novenario)

Vea también

Waldys Taveras

El PRM ha hecho una “alianza de capa perros” para beneficiar de Leonel Fernández

Por Waldys Taveras Soy un defensor acérrimo de las alianzas políticas, para lograr objetivos dentro …

El PLD se unifica alrededor candidatura de Luis Alberto en SDE + Vídeo

Por Robert Vargas El Partido de la Liberación Dominicana, (PLD), ha enviado señales de que …

Comentarios: