Luis Alberto Tejeda: “¡El momento es ahora!” + Vídeo

Por Robert Vargas
El Luis Alberto Tejeda que vi ayer es algo distinto del que conozco desde hace muchos años. En este no había ni pizca de la aparente timidez que le caracteriza.

Ya lo he comentado con anterioridad: él parece una esponja que absorbe conocimientos con una celeridad y naturalidad poco común.

Ayer lo demostró con facilidad cuando dio un discurso a líderes de 37 comparsas que participarán en el Carnaval de Santo Domingo Este 2019.

Antes de continuar, permitanme que les comente que en ese carnaval se han inscrito para participar unas 59 comparsas y Luis Alberto decidió usar una parte de los fondos de sus múltiples empresas y de su Fundación Soñando Despierto para auspiciar a 37 de ellas. Si esto no es un record, entonces es buen promedio.

Además, sus aportes incluyen sus dos primeros sueldos de este  en el Congreso Nacional, para sumar un poco más de un millón de pesos.

Ahora, regresemos al principio.

Al finalizar su intervención ante los carnavaleros y una batería de comunidadores, Luis Alberto exclamó varias veces que “¡El momento es ahora! ¡El momento es ahora”.

Quien hablaba era un tipo resuelto, firme.

Resuelto.

Decidido.

Que sabe lo que quiere.

Y quiere….¡La Alcaldía de Santo Domingo Este!

Nada de nerviosismo ni de miedo escénico.

Ya comienza a moverse “como pez en el agua”. Aprende rápido, mucho más que otros.

Su discurso fue fluido, intenso; elevando el tono de voz cuando fue necesario hacerlo y prometiendo que, cuando sea alcalde, le entregará a los carnavaleros los instrumentos necesarios para que “aprendan a pescar”, instalándole talleres para que ellos confeccionen sus trajes de carnaval y preparen todo lo necesario con ese propósito.

¿Porqué habló sin titubeos y con firmeza?

Simple: porque sabe lo que decía después de más de diez años consecutivos auspiciando a carnavaleros de Santo Domingo Este.

Cuando se habla de lo que conoce, no hay forma de titubear.

Por ese motivo, en sus relaciones con estos activistas culturales ha aprendido mucho de ellos y de sus necesidades. Conoce sus sueños y aspiraciones y le habla en su lenguaje.

Lo mismo haría si tuviera que hablar con empresarios, puesto que él es uno de ellos.

Como aspirante a la alcaldía, por tanto, podría hablar con fluidez con inversionistas en el sector inmobiliario, de la construcción, de los combustibles, las telecomunicaciones, lubricantes, neumáticos, producción agropecuaria, telecomunicaciones, importadores de acero y vendedores de combustibles, porque de todo eso sabe bastante.

Por si fuera poco, también sabe de Derecho.

O sea, que se trata de un político joven con amplísimos conocimientos que calcula cada paso y mide riesgos y posibilidades.

Esto lo llevó a exclamar entusiasmado que: 

-¡El momento es ahora”

Esto pareció ser una respuesta directa y sin rodeos a sus compañeros del Partido de la Liberación Dominicana que le susurran al oído que “todavía no es su momento” y que debe esperar un poco más.

Olvidan que él sigue las enseñanzas del fallecido Juan De los Santos.

Luis Alberto está en pelea

Este “compañerito de la base”, que apenas dirige un comité de base, ha logrado ascender rápidamente en su Partido de la Liberación Dominicana y más allá de la Circunscripción 2 y de Los Mina Viejo, donde llegó siendo un niño y donde creció.

Ha crecido tanto que son muchos los viejos dirigentes del PLD que ya no pueden alcanzarlo.

No solo eso, sino que en su primera gran prueba electoral en el año 2016, impuso su autoridad sobre los demás y se convirtió en el diputado más votado de Santo Domingo Este, superando a otros veteranos y estrategas.

El éxito no se le subió a la cabeza, sino que cada día trabajó con más ahínco.

Nunca se acomoda a su “zona de confort”, sino que sale a la calle a desafiar el futuro.

En ese desafío obtiene triunfos y derrotas. La mayoría de las veces ha ganado.

Por eso, tras hacer sus valoraciones considera que  “¡El momento es ahora!“.

Si no triunfa, habrá ganado experiencia.

Sin embargo, conociéndolo, como le conozco, tengo la impresión de que Luis Alberto tiene amplias posibilidades de ganar la nominación y, si lo logra, es ampliamente posible de que en el año 2020 se juramente como alcalde.

Después de todo, él sí puede afirmar con toda propiedad que es un gerente de verdad, no de pacotilla ni las redes.

Sus múltiples empresas y tener casi cuatro mil empleados, son pruebas irrefutables, lo que no pueden mostrar otros.

Así las cosas, más importante que aportar poco más de un millón de pesos a los carnavaleros, el más impactante mensaje del acto de anoche fue ver a un Luis Alberto decidido y resuelto a ir a por la victoria, con un detalle interesante: su influencia es mayor fuera del PLD, que dentro de esa organización, lo que le facilita el camino para repetir con éxito más resonante su experiencia del año 2016 cuando se alzó con una diputación, siendo apenas un novato en la política.

 

 

 

Vea también

Juan López

Pilares del programa de gestión municipal de Luis Alberto

Por Juan López / Desde el Municipio  Concita adhesión y expectativas positivas de la población …

Ofensiva de Luis Alberto se extiende por las tres circunscripciones de SDE

Por Robert Vargas La ofensiva que despliega el precandidato peledeísta a la Alcaldía de Santo …

Comentarios: