Política

Vídeo – A Luis Alberto el éxito le sonríe

Probablemente,  a principio de este siglo XXI, cuando Luis Alberto Tejeda comenzó a llevar alegría a los niños de su barrio el Día de Reyes y útiles deportivos a los clubes, no imaginaba que años más tarde estaría recibiendo de la mano de la Junta Central Electoral, (JCE),  un certificado que lo acredita, definitivamente, como Diputado de la República para el período 2016-2020.

Se trata de un nuevo eslabón en su larga cadena de éxitos construida en base a trabajo duro, persistente, contínuo y sin descansar.

Hasta hoy, el éxito le sonríe.

Pero él, como siempre, no permite que este “se le suba a la cabeza” y sigue como siempre, humilde y trabajando duro cada día.

Su aplastante victoria electoral en la Circunscripción 2 de Santo Domingo Este por su Partido de la Liberación Dominicana, (PLD), no estuvo sujeta a ningún tipo de discusión.

Es más, dejó detrás a otros veteranos diputados que corrieron en la contienda con todo a su favor, incluso con los fondos de los contribuyentes.

Luis Alberto llegó desde abajo a un proyecto en  el que su compadre y socio comercial Danilo Mesa lo involucró cuando lo animó a que fuera a las reuniones del PLD, organización a la que ingresó a principio de siglo.

No es Presidente de ningún comité intermedio, ni miembro del Comité Central, ni del Comité Político.

Nada de eso.

Apenas es el presidente de un comité de base.

Sin embargo, en Santo Domingo Este fue el candidato que más votos obtuvo para obtener el pase que lo lleve al Congreso Nacional.

Un amigo mutuo lo define como “una esponja”, porque “absorbe conocimientos “demasiado rápido”.

Cuando formó su comité de estrategia para lanzar su candidatura, era el novato del grupo. Se limitaba a escuchar y a prestar atención a todo lo que debatían.

Con el paso del  tiempo, seguía participando en las reuniones pero ya debatía y trazaba pautas sin imponerse, sino convenciendo.

En el trayecto se percató de que necesitaba estudiar política y tomó el camino de la Fundación Global y Desarrollo donde  ha hecho una gran cantidad de diplomados y talleres.

También se fue al extranjero a realizar talleres de estrategias y tácticas políticas.

Y, por si fuera poco, también tomó el camino de una universidad local donde está a punto de licenciarse en una carrera profesional.

Esto lleva a pensar que en la Cámara de Diputados, al principio será tímido, pero una vez le “coja el piso”, lo veremos siendo proactivo y empoderándose del quehacer congresual.

De él no se puede esperar menos.

Lo he visto atendiendo sus mútiples empresas desde su teléfono inteligente.

Por allí se comunica con los gerentes de su empresa de telecomunicaciones, la constructora, la agroindustrial, la de lubricantes, y las bancas de lotería y deportivas, entre otras.

Después de todo, manejar una estructura de cientos de empleados, (dice que son unos 800), requiere de inteligencia y tenacidad.

A esto hay que agregarle el tiempo que le dedica a los estudios y a recibir munícipes en su fundación Soñando Despierto, sin contar que se va de vacaciones con su esposa y sus hijos.

El lo tiene todo para triunfar.

El de ayer, al recibir su certificado que lo acredita como diputado, ha sido un nuevo escalón en su carrera de éxitos.

¿Cuál será el próximo?

Mientras tanto, ayer, con su certificado en las manos solo dijo que “como diputado, seguiremos contribuyendo y apoyando a nuestro presidente Danilo Medina y a nuestro Partido de la Liberación Dominicana, a fin de que el país siga avanzando por las sendas del progreso”.

Nada tonto el chico.

Compartir:
Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar