COVID-19 RD
Confirmados: 110,957 +360 Nuevos Fallecidos: 2,093 +6 Nuevos Recuperados: 85,220 Activos: 23,644 Actualizado el: 26 septiembre, 2020 - 7:04 PM (-04:00)
ASDEDestacadas de CiudadOriental.com

Manuel Jiménez se dio cuenta de que “metió la pata”; felizmente regresa sobre sus pasos para corregir el error

COVID-19 República Dominicana

Confirmados:
110,957
+360 Nuevos
Fallecidos:
2,093
+6 Nuevos
Recuperados:
85,220
Activos:
23,644
Actualizado el: 26 septiembre, 2020 - 7:04 PM (-04:00)

Por Robert Vargas
Solo quienes se atreven a hacer algo se exponen al peligro de “meter la pata”, que en buen dominicano se interpreta como “cometer un error”.

Y, al parecer, eso es lo que ha ocurrido con el alcalde de Santo Domingo Este, quien metió la pata “hasta la verija”.

Sin embargo, es de inteligentes corregir el error antes de que la situación se complique aún más.

Vamos al grano.

La pasada semana, el alcalde Jiménez sorprendió a la población del municipio, a las autoridades del Ministerio de Interior y Policía y a todos los cuerpos de bomberos del país al humillar y  destituir en forma sumaria al Intendente del Cuerpo de Bomberos de Santo Domingo Este, Coronel Rafael Javier Bueno.

Jiménez llamó a Javier Bueno a su despacho y, en su presencia, lo “destituyó” y ascendió de rango al teniente coronel   Roberto Santos Méndez , quien estaba allí presente y de inmediato lo designó Intendente del CBSDE.

¿Cuál es el problema?

Para los recién llegados a esta “cómica” historia vamos a decirle que lo que hizo Jiménez no deriva en “un problema”, sino en varios problemas.

Lo primero es que Jiménez no está facultado por ningún texto legal para destituir, como lo hizo, a ningún intendente del CBSDE.

Pero esto no solo afecta a Jiménez, sino a todos los alcaldes del país.

Para poder destituir a cualquier Intendente de Bomberos, el alcalde de quien se trate está en la obligación de solicitar a la Plana Mayor del Cuerpo de Bomberos que se reuna y seleccione una terna de oficiales de ese mismo cuerpo, para que le sea sometida.

Pero Jiménez  violentó sin ningún rubor el Decreto . No. 316-06 que establece el Reglamento General de los Bomberos el cual dice textualmente que:

  • “PARRAFO III– El Intendente General de los Cuerpos de Bomberos deberá ser seleccionado de una terna de los que forman parte de la carrera o de los egresados graduados para tal fin de la Academia Nacional de los Bomberos, sometida por la Plana Mayor al Síndico Municipal para su nombramiento y quien a su vez someterá a la Sala Capitular del ayuntamiento correspondiente, para su ratificación”.

O sea, que, como si se tratara de un “un salto de garrocha”, el alcalde le pasó por encima a ese decreto y, de paso, pisoteó la autoridad del Concejo de Regidores. Ese es otro problema.

Jiménez, el día que hizo el “papelazo” anunció que iría ayer lunes al Cuartel General del CBSDE, ubicado en la avenida La Pista, en Ciudad del Almirante, a  tomar juramento del intendente que él designó a su antojo y voluntad.

Sin embargo, llegado el día y la hora, Jiménez no se aproximó a ese cuartel y no se atrevió a ir a “juramentar” a su nuevo “Intendente”.

¿Porqué no lo hizo?

A pesar de que Jiménez se ha ganado la fama de ser un supuesto “cabeza dura”, parece que durante el fin de semana entró en razón y se percató del disparate que había cometido, por el que podía ser acusado en los tribunales con todas las de perder.

En pocas palabras, comenzó a “sacar la pata”, vale decir, a enmendar su error y, de paso, le solicitó al Intendente que él había destituido que reuniera la Plana Mayor para que esta le someta una terna de la cual escoger al nuevo Intendente.

Según ha conocido Ciudad Oriental, Javier Bueno no presentó reparos a la solicitud del alcalde. Reunió a la Plana Mayor y esta le sometió la terna solicitada.

Cada uno de los propuestos está acompañado de sus respectivos currículums con los que demuestran su capacidad operativa y gerencial.

¿Qué procede en lo adelante?

  • El alcalde deberá solicitar al Presidente del Concejo de Regidores que convoque una sesión de ese órgano para que conozca su solicitud de aprobación del nuevo intentenden.
  • El Concejo, según ha explicado a Ciudad Oriental un experto municipalista, podrá aprobar o rechazar la solicitud del alcalde. Si la rechaza, los concejales deberán motivar su decisión y, en ese caso, el tema regresa a la Plana Mayor del CBSDE.

Jiménez debe volver a ganarse la confianza del Concejo al que ha pasado por encima. Las palabras no bastan.

Si todo ocurre así, colorín colorado…..

Aprendizaje importante para el alcalde

Es necesario aprender a escuchar y a solicitar asesoría de personas o instituciones con calidad para hacerlo. Para eso están el Concejo de Regidores y la Mancomunidad del Gran Santo Domingo, para ayudarle.

Además, debe alejar de su entorno a funcionarios que le dicen a todo que “si”, sin darse cuenta que hunden en el abismo a quien pretenden “agradar” agitándola el rabo.

Y, un detalle importantísimo: el municipio debe estar por encima de intereses particulares de personas a las que solo le importan sus aspiraciones futuras, tan pronto como el 2024.

¿Así o lo quieren más claro?

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar