Roberto Cavada
Roberto Cavada

Roberto Cavada es un perfecto abusador; merece el repudio de todos los trabajadores de la prensa

Por Robert Vargas / Mi opinión
En realidad, lo que ha sucedido es que Roberto Cavada ha mostrado públicamente que no es más que un perfecto abusador que se vale del poder que le ha dado su patrón para contratar y despedir a sus empleados en un mercado de trabajo en el que la demanda personal es escasa. Y, por abusador, merece el repudio de todos los trabajadores de la prensa.

El pueblo dominicano acogió a Cavada con cariño y hasta le agradó su forma novedosa de presentar las noticias, pero parece que algo, que debería estar en otro lugar, se le subió a la cabeza y él se ha llegado a creer que en República Dominicana vivimos en la época de la esclavitud.

Al humillar al técnico que trabaja en la tituladora del informativo Telenoticias, Roberto Cavada ha incurrido en maltrato sicológico y verbal contra ese subalterno que, de ahora en adelante, podría ser objeto de burlas en el barrio, no solo él, sino sus hijos, esposa, padres y otros familiares.

El daño que le ha hecho este carajo a ese empleado y a los suyos es inmenso y, por tanto, desde mi punto de vista, merece ser demandado en los tribunales por ese maltrato

Ese mismo daño, aunque en menor proporción, se lo ha hecho e señor Cavada a los demás miembros del personal del servicio de noticias de Telesistema, de quienes se podría llegar a creer que su jefe los trata a todos como si fueran animales.

Recuerdo que hace varios años un dinámico y veterano periodista me comentó sobre el comportamiento de este individuo. Lo escuché con atención, pero tenía mis dudas.

VIDEO AUSPICIADO

Incluso me explicó cómo, en pocos días, canceló a todo el personal que encontró cuando asumió la dirección de los servicios de noticias de Telenoticias.

Ahora ya no hay dudas.

Públicamente Roberto Cavada ha mostrado su real calaña, que es la misma que tiene otra ejecutiva de prensa que cierta noche se paró en medio de un set de noticias y habría gritado a todo pulmón: “¡¿Dónde está el mariconazo ese?!”, en alusión un presentador de noticias, sin saber que este estaba muerto.

El propietario del medio para el que labora el señor Cavada podrá mantenerlo allí sentado, humillando empleados, en forma pública o privada, pero la ciudadanía nunca debe olvidar la forma de actuar de ese individuo y, en consecuencia, debe cobrarle no solo a ese negrero, sino también a quien lo tiene allí listo para golpear a los subalternos.

Finalmente, permítanme expresar mi solidaridad total con el encargado del telepromter humillado por Cavada quien, definitivamente, demostró que no es digno del cariño ni del aprecio de este pueblo que lo acogió y al que él, con su forma de actuar, ha decepcionado.

Vea también

Julio Benzant

La vida de Julio Benzant parece que ahora está en las manos de estos oficiales superiores de la FARD

Por Robert Vargas La fuente de judicial es una de las más peligrosas para cualquier …

David Lorenzo, vota en las elecciones del CDP

La noche de los cuchillos largos en el CDP

Por David Roberto Lorenzo Marte Hablar de “La noche de los cuchillos largos” significa en …

Comentarios: